vaginismo

Vaginismo

⭐⭐⭐¿Cuántas estrellitas vale este artículo para ti? ⭐⭐⭐
[Total: 0 Promedio: 0]

[et_pb_section bb_built=”1″][et_pb_row][et_pb_column type=”4_4″][et_pb_text _builder_version=”3.11.1″]

Vaginismo: la realidad sobre un problema oculto

Aunque el vaginismo es un problema que afecta a millones de mujeres en todo el mundo, es probable que la mayoría de ellas no sepa cómo funciona esta afección o incluso es probable que ni sepan que la tienen. Por eso, edebes saber que este problema se da cuando los músculos que se encuentran alrededor de la vagina se tensan en el momento de la penetración del pene, provocando así el cierre de la vagina e impidiendo el acto sexual.

Este padecimiento es tan importante que puede llegar a provocar muchísimos dolores extremos, incluso cuando se realizan acciones completamente normales como llevar a cabo una relación sexual (con penetración dolorosa) o simplemente insertar un tampón en la vagina, además de cuando se realizan revisiones pélvicas o ginecológicas. De hecho, la gravedad de este problema puede llegar a ser tan importante que, según muchos profesionales en el tema, puede llegar a afectar o detener completamente todo tipo de actividad sexual, provocando así pérdida de confianza y múltiples problemas en la relación con la pareja. Un coito doloroso es difícil de asumir por ambas partes de la pareja.

Es importante saber que existen distintos tipos o niveles de vaginismo, pues van desde uno ligero que solamente produce rigidez y malestar (en estos casos el orgasmo puede ser alcanzado sin ningún tipo de problema), hasta un nivel intenso o severo que puede impedir la penetración de cualquier manera, incluidos los dedos.

¿Cuáles son las causas de esta afección?

A pesar de que se han realizado múltiples estudios y se ha ahondado ampliamente en el tema para poder conocer más sobre él, realmente no se sabe con certeza qué es lo que provoca esta condición; sin embargo, algunos de los aspectos suelen ser que se piense que la vagina es muy pequeña, que haya existido algún abuso sexual previo, distintos tipos de padecimientos dolorosos en la vagina (dolor en la vagina o sensación de vagina inflamada) o en cualquier área que la rodee, miedo al embarazo, inconvenientes en relaciones, daños en la vagina, pensamientos sexuales negativos o incluso algún primer encuentro sexual que resultó ser sumamente doloroso.

Asimismo, se sabe que sus causas también están relacionadas tanto a temas psicológicos como físicos. Todas las experiencias traumáticas, el miedo a contraer alguna enfermedad de transmisión sex

ual o cualquier tipo de abuso sexual son agentes que influyen y que pueden provocar este síndrome de vaginismo, por lo que es importante pensar en todos estos factores cuando se esté frente a una situación en la que la mujer se vea afectada por esta condición.

Síntomas del vaginismo

Los síntomas del vaginismo van a variar dependiendo de la intensidad que presenten los músculos al momento de contraerse. Pueden ir desde una sensación muy leve de ardor hasta un cierre completo de la abertura vaginal. Esta contracción involuntaria puede ocurrir durante la totalidad del acto sexual o aparecer de repente mientras se consuma el acto sexual.

¡NO te pierdas esta INFO!  Alimentos para agrandar el pene

La lista de síntomas va desde ardor, picor y tensión muscular durante el acto sexual; incomodidad que persiste en la relación sexual; posibilidad de insertar tampones pero incapacidad al momento de penetración sexual; dificultad parcial o total para insertar un tampón; dolor sexual continuo; posibilidad de penetración sexual pero incapacidad al momento de experimentar un orgasmo por la sensación de incomodidad o por miedo a un espasmo repentino.

¿Cuáles son los tratamientos contra el vaginismo?

Como cualquier otra afección, el vaginismo tiene tratamiento, pero todo dependerá de la causa. De existir una causa evidentemente física, como por ejemplo algún tipo de infección, esta puede ser curada con medicamentos. Sin embargo, si por el contrario la  causa resulta ser psicológica, lo más recomendable será la terapia de tipo cognitivo-conductual o la terapia sexual.

Este tipo de terapias pueden contribuir con la superación de cualquier inconveniente psicológico como el miedo, la ansiedad o alguna creencia incorrecta que se pueda tener sobre las relaciones sexuales. Incluso, de ser necesario, este tipo de reuniones también se pueden utilizar para educar sobre el tema sexual con terapias sexuales.

 

[/et_pb_text][et_pb_image _builder_version=”3.10.1″ src=”https://www.mejorconamor.com/wp-content/uploads/2018/05/vaginismo1-1.jpg” align=”center” box_shadow_style=”preset1″ box_shadow_color=”rgba(224,43,32,0.3)” alt=”Vaginismo” title_text=”Vaginismo” /][et_pb_text _builder_version=”3.10.1″]

Hay también otros métodos que las mujeres pueden utilizar en casa junto a sus parejas: el enfoque sensorial. Este ejercicio consiste en que tanto el hombre como la mujer llegan a un acuerdo para no tener ningún tipo de actividad sexual durante un periodo de tiempo, y durante ese espacio, lo que hacen es tocar el cuerpo, pero siempre evitando la zona de los genitales.

La idea de trabajar con el tacto es realizar un trabajo de exploración del cuerpo pero sabiendo que no tendrán sexo. Este tipo de métodos permite que, una vez terminado el periodo establecido, la pareja empiecen a tocar el área genital, lo que terminará por conducir hacia la penetración en el acto sexual.

Asimismo, existen otro tipo de métodos que se pueden realizar para solucionar el problema del vaginismo. Los entrenadores vaginales, que son objetos plásticos en forma de pene de distintos tamaños, pueden usarse para la relajación de los músculos del área vaginal. La función de estos compañeros es permitir que la mujer se pueda acostumbrar a que algo se introduzca dentro de ella y actúan como un dilatador vaginal.

Lo correcto al momento de usar estos entrenadores es insertar primero el más pequeño –usando lubricante de ser necesario. Después de que la etapa con el entrenador pequeño está superada, se pasa al siguiente tamaño, y así se continúa. Lo importante es ir al paso de cada mujer, poco a poco y sin ningún tipo de presión sin importar cuánto tiempo pase. Es esencial recordar que la comodidad de la mujer será clave para que la relación sexual pueda desarrollarse a plenitud y alcanzar el momento de clímax deseado.

Una vez que se haya alcanzado el último nivel y se pueda tolerar el entrenador más grande sin experimentar algún tipo de ansiedad o dolor, entonces es cuando se puede intentar consumar el acto sexual con la pareja. Si no se quiere intentar con los entrenadores, los especialistas recomiendan que las mujeres también pueden usar sus propios dedos.

¡NO te pierdas esta INFO!  Juguetes eróticos

Todos los ejercicios que permitan explorar el cuerpo serán siempre una buena opción. Tomar masajes, un baño caliente o realizar ejercicios de respiración son maneras que contribuirán muchísimo con el trabajo de conocer el tiempo. De hecho, el terapeuta es la persona indicada para poder enseñar lo que es una técnica de relajación progresiva, lo que consiste en tensar y relajar distintos músculos del cuerpo en un orden establecido. Se puede practicar en relajar y tensar los músculos del suelo pélvico antes de intentar introducir algún elemento dentro de la vagina.

Las inyecciones de bótox también resultan una solución para calmar los síntomas del vaginismo. Cuando el bótox se inyecta en el músculo –el que sea- lo que ocurre es que las señales que provienen del cerebro y que hace que los músculos se contraigan, se bloquean. De alguna manera, el bótox lo que hace es atacar el músculo involucrado impidiendo que se envíen señales de pánico a cada parte del cuerpo y así este cree que no está experimentando ningún tipo de dolor.

El rejuvenecimiento vaginal usando láser es otra medida que se puede utilizar para combatir el vaginismo, especialmente el NU-V.

Lo mejor para poder combatir el vaginismo o cualquier otro problema que pueda surgir en el ámbito sexual y en cualquier otro que tenga que ver con tu cuerpo será siempre acudir a un profesional que pueda guiar, asesorar y acompañar mientras se llevan a cabo todas las estrategias indicadas para combatir el inconveniente.

La información y la correcta identificación de las causas y los motivos que le dan origen a este padecimiento son esenciales para que se pueda establecer un tratamiento correcto. Saber que los resultados a los tratamientos son tan efectivos, permanentes y positivos es una razón más que contundente para que no quepan dudas en afrontar de inmediato el problema yendo al especialista indicado sin sentir ningún tipo de vergüenza o timidez.

Asimismo, nunca está de más recordar que lo mejor para poder disfrutar de una vida sexual sana, satisfactoria y llena de mucho placer es siempre mantenerse informado y sobre todo, saludable. Cualquier mujer puede llegar a sufrir de vaginismo sin importar lo abierta que sea “sexualmente hablando”.

Tener y mantener una educación sexual correcta ayudará a asumir cualquier problema a ambos miembros de una pareja, pieza esencial a la hora de iniciar cualquier tratamiento. Los especialistas aconsejan que la paciencia es la mejor medicina que existe para poder superar el vaginismo, por eso también recuerdan que la salud te garantiza disfrute de cualquier tipo y un desarrollo sexual pleno, por lo que nunca será acertado dejarla de lado.

 

¡Salud Y Buena Vida!🍀

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *